Sin categoría

El vino de arabia

Hace 800 años, cuando los europeos bebieron por primera vez café, lo bautizaron “vino de Arabia”, porque así era como lo conocían los árabes, grandes propagadores de la cultura del café.

Su nombre no proviene de Kaffa, región originaria de la planta, en Etiopía, sino de “qahwa”, que en árabe significa vino, según informa AgoraVale.

Como los vinos, el café tiene variaciones según el lugar donde fue plantado (suelo, clima, altitud, incidencia del sol, lluvias, etc.), de la forma en que se cultiva la planta, del tipo de irrigación y de la cosecha. Pero también depende del secado, torrado, almacenamiento y forma de preparación en el momento de beberlo. Las variedades de café más conocidas y apreciadas son la arabica y la robusta.

Los mayores consumidores de café en el mundo se encuentran en los países escandinavos. En primer lugar se ubican los finlandeses (12,4 kilos por persona al año), seguidos de suecos (11,4 kg), noruegos (11,3 kg) y daneses (10,5 kg). En la Argentina en cambio, el consumo de café es mucho más bajo: apenas alcanza un kilo por persona al año.

Fuente: La Nación (arg)

Deja una respuesta